16/4/08

El País, un gran periódico

Expongo a continuación partes de un interesantísimo artículo publicado por Júcaro en CiberPrensa que desmonta de un plumazo eso de que "todos los periódicos son iguales y sólo persiguen intereses políticos de sus partidos". Aquí el artículo completo.

"
Para mí, El País va ligado a la consolidación de la Constitución y el afianzamiento democrático; por ello, no termino de encontrar justificación a las reacciones que provoca, en determinados medios periodísticos y círculos sociales donde citar a Polanco, es lo que citar al mismísimo diablo en una reunión de beatas y leer El País señal inequívoca de rojo y sociata.

Cuando la Historia, así con mayúsculas, escriba sobre los medios de comunicación en el último tercio del siglo XX y los primeros años del XXI, resaltarán la relevancia de este gran periódico. Solo desde la obcecación producida por una sobredosis de copeina o predrojetina, se puede mantener el discurso obsesivo contra un grupo editorial con el que se puede coincidir o discrepar pero al que, en cualquier caso, no se le puede negar su contribución a la consolidación de la democracia y de la Constitución.

Hay quienes preferirían un panorama mediático sin El País. Se denominan liberales, pero digo yo que ese supuesto liberalismo será simple etiqueta. John Stuar Mill, economista y filósofo liberal, escribió “Si toda la humanidad, menos una persona, fuera de una misma opinión, y esta persona fuera de opinión contraria, la humanidad sería tan injusta impidiendo que hablase como ella misma lo sería si teniendo poder bastante impidiera que hablara la humanidad“. Un gobierno, que se etiquete de liberal, como el de la Comunidad Autónoma de Madrid, el de Valencia o Murcia no puede proceder beneficiando a sus amigos teledigitales. Algunos autodenominados liberales serían felices reduciendo el panorama periodístico de tirada nacional al ABC, El Mundo y La Razón.

Sus detractores le acusan de ser el periódico del PSOE, de editorializar al dictado de Ferraz o de ser un medio partidista apegado al PSOE. Nada más lejos de la realidad, salvo que lo reduzcamos todo a un simplismo absurdo. Ocurre que la linea editorial del periódico está muy próxima ideológicamente al PSOE, de la misma manera que ABC, el periódico monárquico y conservador, se sitúa en los aledaños del Partido Popular. Ni El País, ni ABC, se publican al dictado de Ferraz o Génova. Los lectores del El País lo sabemos bien. La imagen que ilustra este post es una portada poco complaciente con los socialistas: la noticia principal es contundente, recordemos que el actual Director General de la Policía Guardia Civil fue nombrado por el Gobierno del PSOE; la fotografía de la soledad de Zapatero frente a la compañía de Bush, en un espacio preferente de esta portada, es elocuente de lo distancia ente un medio independiente y uno de partido.

Los lectores habituales de este periódico lo sabemos bien desde hace tiempo. Cuando el GAL, aunque muchos quieran reinventar la historia, el primer periódico que denunció la más triste lucha contra el terrorismo fue El País. La hemeroteca abierta, permite recordar, la demanda interpuesta por el entonces Ministro de Interior, José Barrionuevo como respuesta a las informaciones publicadas por este rotativo sobre el asesinato del líder nacionalista vasco Santiago Brouard.

Claro que nada de esto es relevante para quienes piensan que El País es la correa de transmisión periodística del PSOE. Están convencidos de que eso así, sin más; las explicaciones y argumentos que se puedan esgrimir en sentido contrario, ganas de jugar a confundir y de gastar pólvora en salvas. No hay nada que hacer".

No hay comentarios: